Enfermedades de garganta, Anginas, Faringitis y Laringitis

En este apartado nos ocuparemos únicamente de las enfermedades propias de la faringe y de la laringe, dejando para otro post el estudio de otras estructuras que forman parte así mismo de dicha región anatómica; finalizaremos con unos breves comentarios sobre el tramo de las vías aéreas bajas-tráquea y bronquios-y digestivas-esófago-, en relación a los cuerpos extraños que pueden alojarse en dichos órganos.

Anginas o Amigdalitis

Las formas patológicas más corrientes en la faringe son las amigdalitis (anginas), las faringitis y los cuerpos extraños.

Las anginas o amigdalitis son procesos agudos e infecciosos ubicados en unas formaciones linfoideas situadas a ambos lados de la faringe y denominadas amígdalas. Mucho más corrientes enlos pequeños que en los adultos, se caracterizan por un cuadro agudo febril, con dolor en la deglución y en oídos.

En unas anginas agudas se aprecian las amígdalas enrojecidas o bien cubiertas de unos puntitos blancos. El cuadro, de no surgir complicaciones, se resuelve en pocos días, mediante tratamiento prescrito por el médico. De momento, y mientras no actóeel facultativo, se recomienda reposo en cama, administración de analgésicos, antitérmicos y alimentación blanda.

Los repetidos brotes de amigdalitis pueden actuar como foco en la producción de reumatismos, nefritis (infección del riñón, etc.). Es entonces cuando el médico indicará si es precisa su extirpación.

Faringitis

Como indica su nombre, se trata de un proceso inflamatorio que afecta la faringe, y cuyas causas pueden ser variadas : infecciosas, tóxicas, profesionales, atmosféricas, endocrinas, etc. Podemos dividirlas en dos grandes grupos : agudas y crónicas.

La sintomatología de las primeras es parecida a la de unaamigdalitis aguda. Las crónicas se manifiestan por molestias inespecificas que producen carraspeo, tos irritativa, sensación de «algo»extraño en el cuello que molesta, ya sea picazón, escozor,etc. La mayoria de tales cuadros carecen de importancia, en especial en las crónicas, pero en cambio constituyen a veces una obsesión para quien las padece por producir cancerofobia o temor a padecer un proceso maligno.

Muchas faringitis crónicas son debidas al abuso del tabaco, alcohol, ambientes profesionales perniciosos, causas gástricas,etc. Una consulta al especialista bastará para calmar la intranquilidad del enfermo al recibir los consejos y oportuno tratamiento por él recomendado.

Enfermedades de garganta, Anginas, Faringitis y Laringitis 1

Laringitis

En la laringe se encuentra ubicado el órgano de la fonación, o sea las cuerdas vocales : pero por ser también el camino que sigue el aire para llegar hasta los pulmones, a través del espacio com-prendido entre las dos cuerdas vocales (denominado glotis), serán dos los síntomas predominantes en las enfermedades de dicha región: la disfonla (ronquera) y la disnea (asfixia).

Aquí nos ocuparemos de las enfermedades que afectan el órgano laríngeo : inflamaciones o laringitis, tumores malignos y tumores benignos.

Constituye la laringitis la inflamación de la laringe, en especial de las cuerdas vocales. Sus causas son diversas, a saber infecciosa, como secuela de una faringitis o rinofaringitis : traumática, por hablar, gritar o cantar en exceso, (la clásica ronquera de un exaltado aficionado tras presenciar un partido de futbol) laboral, provocada por ambientes tóxicos, polvorientos, ruidosos (donde se debe gritar), o por productos químicos, textiles, gases, etc. ; y tóxica, por ejemplo por exceso de tabaco.

Toda laringitis puede ser aguda o crónica. Entre las primeras, la más grave era antiguamente la difteria, hoy por fortuna casi desaparecida mediante la vacunación preventiva. También enocasiones pueden ser de origen tuberculoso, en pacientes conafección pulmonar de este tipo.

Frente a una laringitis aguda, el mejor tratamiento es el reposo vocal, es decir, hablar lo mínimo posible y con voz cuchicheada. El resto del tratamiento Io indicará el especialista.

En cuanto a la laringitis crónica, deben suprimirse todos aquellos elementos que puedan perjudicar el órgano vocal : taba-co, excesos en el hablar, chillar, etc., aparte las directrices que indique el facultativo.

Tumores malignos

El más frecuente es el cáncer, que afecta al sexo masculino de forma exclusiva y cuyos síntomas principales son la ronquera persistente, presencia de adenopatías (inflamación de los ganglios) en las regiones laterales del cuello, trastornos de la deglución, etc. Frente a cualquiera de estos síntomas es inexcusable Iaconsulta al especialista, pues en la lucha contra el cáncer el armaprincipal es el diagnóstico precoz.

Tumores benignos

Los más corrientes son los llamados pólipos y nódulos, propios de individuos que hacen mucho uso de la voz ; no en vano seles ha llamado en general «nódulos de los cantantes». Su únicosintoma es la disfonía o ronquera ; se asientan en las cuerdas vocales y su tratamiento es quirúrgico (extirpación).

Cuerpos extraños en vias aero-digestivas

Nos referimos a los ubicados en la faringe, laringe, tráquea, bronquios y esófago.

Por cuerpo extraño entendemos cualquier cosa ajena al organismo que puede ser aspirada o deglutida. En el primer caso, elcuerpo extraño se dirige a las vías respiratorias y en el segundocaso a las digestivas. En general, esto ocurre en los niños, que por la costumbre de colocarse cosas en la boca, en un momento de distracción, acceso de tos, estornudo, etc., aspiran o degluten agujas, piedras, huesos de fruta, etc.

También en los adultos se presenta tal eventualidad, aunque en menor proporción, en particular en personas desdentadas, que mastican y degluten mal (huesos, espinas, trozos grandes de carne, etc.), así como en los ancianos con trastornos de la deglución, o enfermos mentales.

Si el cuerpo extraño (espina) queda enclavado en la faringe, por lo general resulta fácil su extracción por el médico. Más complicada resulta si su detención ocurre en la laringe (caso poco corriente), pues conduce a un cuadro agudo de asfixia, que puede obligar a la práctica de una traqueotomía, es decir, la apertura del árbol respiratorio en un tramo más bajo (concretamente la tráquea), con el fin de permitir la entrada de aire a los pulmones.

Si el cuerpo extraño ha progresado más hacia abajo, generalmente queda enclavado en los bronquios ; se trata de un cuadro grave por sus complicaciones y que obliga a practicar una broncoscopia, técnica que permite visualizar el cuerpo extraño en los bronquios y llevar a cabo su correspondiente extracción.

Si el cuerpo extraño ha progresado por vía digestiva y queda enclavado o detenido en el esófago, el cuadro se manifiesta pordisfagia, es decir, dificultad en la deglución. Y aunque no reviste tanta gravedad como el anterior, también se hace necesario completar el examen mediante rayos X para la visualización del cuerpo extraño y su posterior extracción (esofagoscopia). En este último caso, no siempre el cuerpo extraño queda retenido, sino que progresa hacia el estómago, pasa luego a los intestinos y es eliminado espontáneamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *